Un panorama de la economía de la provincia: retroceder 15 años.

La caída en la venta de electrodomésticos y enseres para el hogar en la capital de la provincia de La Pampa se profundizó en el último trimestre de 2018 y terminó por agravarse en enero de 2019 Las heladeras disminuyeron en un 17,6% interanual; las cocinas eléctricas, hornos eléctricos y microondas el 33,8%, y computadoras…

Un panorama de la economía de la provincia: retroceder 15 años.

La
caída en la venta de electrodomésticos y enseres para el hogar en
la capital de la provincia de La Pampa se profundizó en el último
trimestre de 2018 y terminó por agravarse en enero de 2019

Las heladeras disminuyeron en un 17,6% interanual; las cocinas eléctricas, hornos eléctricos y microondas el 33,8%, y computadoras PC y notebooks registraron un 41,5% menos. En cambio, subió la venta de aires acondicionados, estufas eléctricas y caloventores.

El año finalizó con una caída de ventas del 31,8 por ciento y se encuentra en su nivel más bajo en los últimos quince años. Tal desastroso desempeño fue corroborado no solo entre las 6 principales cadenas de electrodomésticos afincadas en Santa Rosa, sino también por un reciente informe realizado por el Centro de Estudios Pampeanos (Cepam) que depende de la UNLPam y que lo indica como el rubro estudiado que más cayó durante el año anterior

La caída de la demanda local se dio a pesar de que los comercios hicieron un esfuerzo por no trasladar completamente a precios el salto que tuvo el tipo de cambio. En este sentido los productos del rubro no se encarecieron en términos relativos como el resto de los bienes de la economía provincial, siendo que un gran porcentaje de electrodomésticos son importados y/o presentan un alto componente de estas piezas.

La retracción en las compras de bienes durables viene dada por el aumento de los precios y la reducción del poder adquisitivo de los ciudadanos, datos que se agravaron en los dos primeros meses del año.

En este mismo informe presentado por los licenciados Sebastián Lastiri y Mercedes Rodríguez se estudiaron otras consecuencias del impacto de la crisis económica argentina y cómo afecta a nuestra Provincia

Argentina
está sufriendo una “fuerte recesión” desde el segundo trimestre
de 2018 y ello impacta de diversas maneras en la economía pampeana,
según el artículo realizado entre la Facultad de Ciencias
Económicas y Jurídicas de la Universidad Nacional de la Pampa y el
Centro de Estudios Pampeanos (CEPAM).

Los
salarios reales terminaron el 2018 con una pérdida del 11,1% debido
a la “fuerte inflación” de 47,7%. Al haber caída del poder
adquisitivo de los asalariados pampeanos, el consumo también sufrió
una gran baja, principalmente en las ventas en supermercados durante
el cuarto trimestre pasado (-6,6%).

Al
mismo tiempo, esta cadena de sucesos provocó que haya un aumento del
desempleo. A nivel nacional se perdieron 190.000 puestos de trabajo,
y en nuestra provincia fueron casi 800 trabajos registrados que
dejaron de existir entre el segundo y cuarto trimestre de 2018. Esto
produjo que la tasa de desempleo del conglomerado Santa Rosa-Toay
llegue a ser del 13,2%, un nivel que no experimentaba desde el primer
semestre de 2004.