El mercado espera que la calma cambiaria continúe y se comprima más el riesgo argentino

Después del cimbronazo que generó en los mercados el lanzamiento de la fórmula Macri-Pichetto, inversores barajan y reparten nuevamente las cartas en medio de un escenario electoral que de a poco comienza a aclararse. El carry trade vuelve a ser “trending topic”, especialmente entre los fondos del exterior, que con la expectativa de un dólar…

El mercado espera que la calma cambiaria continúe y se comprima más el riesgo argentino

Después del cimbronazo que generó en los mercados el lanzamiento de la fórmula Macri-Pichetto, inversores barajan y reparten nuevamente las cartas en medio de un escenario electoral que de a poco comienza a aclararse.

El carry trade vuelve a ser “trending topic”, especialmente entre los fondos del exterior, que con la expectativa de un dólar planchado después del golpe de timón político de la semana pasada vuelven a apostar por las aún altas tasas en pesos que ofrecen los bonos argentinos.

Arranca una semana corta para el mercado local debido a los feriados de hoy y el próximo jueves en la que los analistas auguran una continuidad de la pax cambiaria, a pesar del repunte del dólar el viernes, y una mayor compresión del nivel de riesgo local.

“Sería esperable que se extienda el período de calma cambiaria, salvo que haya novedades políticas que sorprendan antes del 22 de junio, cuando se cierren las candidaturas”, señala el economista Gustavo Ber, titular de Estudio Ber.

La Bolsa porteña cerró su mejor semana del año, con un alza de 16% en dólares

Según el especialista, esta tranquilidad en el tipo de cambio estaría sostenida por un “renovado apetito por el carry trade desde inversores del exterior, que buscan aprovechar las aún elevadas tasas en pesos en un clima de mandato político de mantener el dólar planchado por sus efectos en la inflación y en las elecciones”.

Después de una caída de más de $1,3 en dos días, el viernes el dólar rebotó y en las pizarras volvió a superar los $45, pero en la semana acumuló una baja de casi un peso.

La moneda norteamericana terminó el viernes a un promedio de $45,17, con un alza diaria de 55 centavos y una baja semanal de 95 centavos, de acuerdo al promedio que realiza el Banco Central entre entidades financieras.

En el mercado mayorista la divisa rebotó 60 centavos en el cierre de la semana, a $43,97, pero el volumen de negocios, que el jueves había superado los u$s1.000 millones, se redujo un 3 por ciento.

Según operadores se trató de una suba “circunstancial”, alentada por un fortalecimiento del dólar a nivel global.

Cambio de tendencia

Por el anuncio de que Miguel Ángel Pichetto acompañará como vicepresidente a Mauricio Macri en su búsqueda de la reelección, la Bolsa porteña se tiño de optimismo y anotó su mejor semana del año. Analistas coinciden en que la jugada del oficialismo generó un cambio de tendencia, apoyado en la percepción del mercado de que Pichetto le podría garantizar la gobernabilidad a Cambiemos si logra imponerse en las elecciones de octubre.

Según un informe de Delphos Investment, la percepción de un menor riesgo político, luego del último movimiento de Cambiemos, podría habilitar una compresión de los rendimientos exigidos a los bonos soberanos en dólares. Desde la consultora proyectan subas de precios de entre 8% y 15% entre los títulos con vencimiento superior a 5 años, y alzas entre 5% y 7% en el caso de las emisiones de más corta duración.

“En este marco, uno podría esperar que los activos financieros volvieran a operar con las probabilidades electorales implícitas a principios de año (que auguraban un balotaje entre Macri y Cristina Fernández). Sigue tratándose de un “trade” político, en donde la prima que uno buscaría capturar como inversor es 100% política”, afirman desde la consultora.

“Lo vemos en el caso de los bonos al comparar el spread versus otros “malos” riesgos crediticios. También lo observamos en las acciones, principalmente en las que tienen alto riesgo de discreción en el manejo tarifario. Oportunidades surgen. Aunque sólo son para carteras dispuestas a asumir un alto riesgo”, agregan.

El S&P Merval ganó casi un 16% en dólares la semana pasada. La estrella dentro del panel líder fue BYMA, con un alza en 5 días de 31% en moneda dura, seguida por Cablevisión y Supervielle, que crecieron 24% y 23%, respectivamente.